lunes, 26 de junio de 2017

Le duele a Tototlán odio a hispanos tras muerte de John

Hijo de migrantes de San Isidro en Tototlán, fue asesinado en manos del esposo de una alguacil en Texas. La justicia parece lejana, y más si se es hispano en Estados Unidos.

Todo comenzó la noche del 28 de mayo en el restaurante Denny´s, que se ubica sobre la autopista 90 en Houston, Texas, cuando John Hernández, de 24 años, hijo de migrantes tototlenses, después de tomar unas cervezas fue orinar. Terry Thompson de 41 años iba ingresando al restaurante con sus hijos, cuando vio orinar afuera del negocio a John, ambos comenzaron a discutir y comenzó un forcejó. A su vez llegó la esposa de Terry, Shauna Thompson una oficial del condado, que al ver la situación pidió refuerzos, mientras su esposo estaba estrangulando a John. Cuando por fin lo soltó, John no estaba respirando, fue cuando Shauna solicitó una ambulancia.

John murió el 31 de mayo en un hospital donde fue ingresado de urgencia, donde se determinó que su muerte fue a causa de la lesiones que sufrió días antes afuera del restaurante Denny´s. La indignación de la comunidad hispana comenzó desde el momento del incidente, ya que se puede apreciar claramente en el video difundido que se atentó contra la vida del joven.

La alguacil y su esposo, se encuentran libres y su abogado argumenta que no hicieron nada ilegal, lo que causa mayor indignación por parte de la comunidad hispana, ya que mencionan que si hubiera sido el caso al revés, John hubiera sido inmediatamente detenido y acusado por el simple hecho de ser hispano.

En Tototlán hace unos días se llevó acabo una marcha en apoyo a John, para buscar se haga justicia, mientras que en su comunidad se han organizado varios eventos en apoyo a su familia, ya que la víctima tiene una hija de 3 años.

La pelea legal continúa, pero se lucha en clara desventaja en un país que cada vez se hace más intolerante, donde el racismo ha florecido de nuevo, ahora contra la comunidad hispana.


miércoles, 21 de junio de 2017

¿Pueden multar por traer sonido alto?

En días recientes el gobierno de Zapotlanejo comenzó a difundir que comenzaría a multar y hasta mandar los carros al corralón cuando sus conductores circularan con sonido alto, pero nada mas le faltó decir dónde se sustenta tales acciones.

Después de preguntar a las propias autoridades, y buscar en la propia página del gobierno local, pudimos dar con el reglamento donde se autoriza a los policías viales a multar por circular con sonido alto.

Según el artículo 48 del Reglamento de Movilidad  (2016), menciona en el párrafo 10 que está prohibido para los conductores utilizar equipos de sonido o aparatos musicales con volumen tal que cause molestias y contamine el ambiente con ruido, o hacer uso indebido o excesivo del claxón.

Pero este reglamento no se lo sacaron de la manga ya que la Ley de Movilidad de Jalisco menciona la misma prohibición. Lo que no pudimos localizar en ningún artículo y parece que sí se sacaron de la manga, es llevarse al corralón a un vehículo por traer el sonido alto.

El reglamento es muy claro y señala las acciones donde puede ser remolcado el vehículo y es por tener infracciones sin pagar, donde solo se retendrá el vehículo  (Art. 124), se podrá llevar al corralón cuando esté mal estacionado o sea protagonista de algún accidente  (Art. 128), mientras que la ley estatal menciona que puede remolcarlo por portar placas sobrepuestas, falta de documentos y el conductor se encuentre en estado de ebriedad.

El artículo 130 del reglamento local menciona que solo en lo que exprese dicho documento se podrá llevar al corralón un vehículo, pero en ninguna parte del documento menciona que la provoque el sonido alto.

Uno de los argumentos que se vio tras este anuncio es el de "mi carro es de mi propiedad y puedo hacer lo que quiera", y no es así, los conductores deben sujetarse a los reglamentos vigentes.

Pero ya es común en Zapotlanejo que exista una Nula cultura vial y falta ver si se acata esta disposición y se hace cumplir.





viernes, 16 de junio de 2017

Indigna choque, pero autobuses seguirán en el centro


Un motociclista resultó atropellado esta mañana frente a la presidencia municipal por un autobús de la empresa Oriente. El causante dejó abandonada la unidad para darse a la fuga.


Una costumbre que data de muchos años y y que ya es obsoleta totalmente, es la de permitir que pesadas unidades de transporte crucen el centro de la ciudad y provocan accidente como los esta mañana,  que casi le cuesta la vida a un motociclista identificado como Francisco N.

Así  ocurrio

El chófer levantó pasaje en el carril de circulación -otra costumbre- al arrancar no se fijo que tenía enfrente una motocicleta y simplemente la arroyó, provocandole lesiones de consideración al conductor.

La víctima fue atendida por paramédicos de Cruz Roja mientras el chofer se dio a la fuga. La evidencia es clara, la calle Juárez-Hidalgo es insuficiente para la vialidad de unidades tan grandes, donse es común que la circulación de vehículos esté colapsada.

La autoridad debería tomar medidas radicales. Ya han manifestado muchos usuarios de autobuses que es necesaria una  central en un punto fuera del centro de la ciudad para evitar estos conflictos viales y accidentes.